Skyscanner presenta

El futuro de los viajes en el 2024

Nave espacial lista para el despegue

Primavera del 2024.

No hay más que malas noticias esta mañana en la Apple TV 3D y la jornada laboral amenaza con ser larga y agotadora. Con un movimiento de mano, TOM (Traveller of the Millennium, o Viajero del milenio) apaga el aparato controlado por gestos, y da un suspiro. Sin duda es hora de tomarse un descanso.

Después de haber trabajado más de 60 horas semanales durante varias semanas seguidas, hasta las alertas de su MeTube le indican que debe darse un respiro. Siri, su compañera de piso virtual, también ha detectado indicios de agotamiento en TOM.

Sin esperar a recibir instrucciones de él, Siri empieza a recopilar viajes que sabe que a TOM le gustarán. Una posibilidad sería África, para ver las manadas de elefantes que se están extinguiendo. «En solo veinte años van a desaparecer para siempre», añade Siri.

«Quizás algo un poco más relajado», le responde él.

«Uno de esos nuevos hoteles bajo el agua», sugiere ella mientras baja la intensidad de las luces, llena la sala con el sonido de las olas que besan el coral y proyecta el holograma de un espléndido paisaje marino visto a través de las ventanas panorámicas de una habitación bajo las aguas cristalinas de Fiji.

Tom en busca de posibles vacaciones
TOM prueba virtualmente la habitación de un hotel

Durante los siguientes veinte minutos, Siri dirige una corriente virtual hacia la Glifo TV de tercera generación que posee TOM; una selecta avalancha de imágenes, palabras, sonidos y precios inspiradores, expresamente elegidos para despertar en él las ganas de viajar.

Finalmente, una espectacular imagen donde aparece uno de los nuevos hoteles espaciales en órbita que baja sobre la hermosa curvatura azul y verde de la Tierra capta su atención. «Esto es otra cosa», murmura.

«Resérvame un asiento, Siri».

hotel en el espacio
hotel en el espacio

«TOM es ficticio, pero las tecnologías citadas en esta situación hipotética son reales, han sido verificadas o bien están en fase de prototipo», afirma el cofundador de The Future Laboratory Martin Raymond, que ha colaborado con Skyscanner en la elaboración de este informe.

A través de los estudios y entrevistas a expertos que hemos llevado a cabo se puede concluir que en diez años ya no tendremos que dedicar horas a descubrir, planear y reservar viajes online en múltiples plataformas y dispositivos.

Según el responsable de B2B de Skyscanner, Filip Filipov: «En un futuro próximo el mercado se convertirá en masa a las aplicaciones semánticas, geosensibles (location-aware) y de macrodatos (Big Data) [series de datos que van más allá de nuestra capacidad razonable para gestionar o comprender, y que por tanto requieren métodos y formas más imaginativos para poder visualizarlos], y los viajeros podrán recurrir a estas aplicaciones para cambiar su forma de organizar los viajes.

Google glass

«De aquí a cinco años, gadgets como Google Glass explotarán estas áreas de la tecnología; asistiremos a un cambio radical en el modo de gestionar nuestra relación con otros idiomas, o de elegir en qué restaurante vamos a comer, a partir de las opiniones que mucha gente expresará en línea y a las que podremos acceder instantáneamente».

Resulta tentador mostrarse escéptico ante las consecuencias que las tecnologías nuevas y emergentes pueden tener para la industria turística de la década del 2020. Pronosticar qué interfaces y dispositivos triunfarán —y cuáles desaparecerán sin dejar rastro— es realmente complicado.

«¿Quién habría dicho hace diez años que hoy en día sería normal comunicarse directamente con los amigos durante las vacaciones por Skype o con el móvil en vez de enviar una postal, o incluso elegir un viaje en una página web desde una pantalla de ordenador en lugar de hacerlo consultando los folletos de una agencia de viajes?», pregunta Filipov.

El auge de internet y de todas las tecnologías digitales asociadas durante este nuevo siglo han alterado casi todos los campos de la actividad humana, además de transformar nuestra manera de planear, reservar y experimentar los viajes.

Sin embargo, para Filipov esta revolución tecnológica aún está en pañales. «Este solo es el inicio de un viaje en el que descubriremos la personalización de contenidos y avances en áreas como la inteligencia artificial que volverán a cambiar totalmente nuestra manera de reservar viajes y vivir nuestras vacaciones», afirma.

«Empresas del sector turístico como Skyscanner ofrecerán herramientas semánticas e intuitivas en línea que sabrán cuáles son nuestras preferencias: si viajas regularmente por negocios, si sueles llevar únicamente equipaje de mano, si siempre vuelas en clase premium o si prefieres alojarte en hoteles de cuatro estrellas situados a menos de un kilómetro de tu punto de encuentro».

ordenador portátil

«Reservar las vacaciones de verano se convertirá en una tarea simple si se conocen tus preferencias: destinos soleados a menos de siete horas en avión, mínimo de dos maletas de equipaje y hoteles con gimnasio cerca de la playa».

«A mediados de la próxima década, las webs de viajes podrán ofrecer inspiración personalizada a través de la tecnología digital de nuestros hogares y casi sin necesidad de pedírnoslo».

«En definitiva, imaginemos el mundo de los viajes como un entorno en el que el viajero es lo primero, y al que se une la tecnología para convertir esa experiencia en algo intuitivo, rico e inspirador».

Este es el mundo que exploraremos en el informe «El futuro de los viajes según Skyscanner». En él se revelan y explican las diferentes tecnologías que se están desarrollando hoy y que evolucionarán hasta conformar

la industria turística mundial de mañana.

Parte 1: Planificación y reservas
Scroll Down

Viajar en la década del 2020

Para hacernos una idea de cómo serán los viajes en la década del 2020 debemos tener en cuenta las fuerzas de índole tecnológica, económica y social que reconfigurarán la industria internacional del turismo en los próximos 10 años.

Tal vez el factor con un mayor alcance sea el crecimiento encaminado a la madurez digital. En el 2014 el ciberespacio y sus tecnologías afines han dejado de ser novedosas, ya no sorprenden. Han pasado a ser el telón de fondo de nuestras vidas.

En China, 464 millones de personas, el 34,5% de la población, se conecta a internet a través de smartphones o dispositivos móviles inalámbricos, según datos del China Internet Network Information Center. Asia será el país donde más aumentará la clase media —se triplicará hasta alcanzar la cifra de 1.700.000.000 personas en el 2020, según previsiones de la Brookings Institution—, y su poder adquisitivo condicionará los nuevos hábitos y actitudes globales respecto a la tecnología digital.

En el 2024, la conectividad a internet —y los dispositivos móviles que la hacen posible— será tan habitual como lo son hoy la luz eléctrica y la calefacción central. La tecnología estará perfectamente integrada en la cotidianidad de todo aquel que viaje, tanto en las economías desarrolladas como en las que estén en vías de desarrollo. Según Cisco Systems, en el año 2020 habrá 50.000.000.000 dispositivos conectados a internet.

Simultáneamente asistiremos a una explosión del turismo en los mercados emergentes de Asia, Sudamérica y África —las nuevas economías emergentes de cada región— debido al enorme incremento del poder adquisitivo de sus consumidores.

En el año 2030, Asia, la mayor economía del mundo por regiones y la que registrará un crecimiento más rápido, duplicará su PIB hasta alcanzar los 67 trillones de dólares, superando así las previsiones de PIB conjunto para Europa y el continente americano, según datos del Boston Consulting Group.

Los millones de viajeros procedentes de estos mercados emergentes están dando paso a una época de movilidad global, con una industria turística mundial —y una consiguiente demanda de oportunidades y experiencias en viajes— que crecerá rápidamente durante la siguiente década.

El Consejo Mundial de Viajes y Turismo pronosticó un crecimiento del 3,2% en el turismo mundial para el 2013, un porcentaje que supera con creces el 2,4% de crecimiento previsto para el PIB mundial. Una diferencia que en el 2012 fue aún más pronunciada en las economías emergentes, con un crecimiento turístico anual del 7% en China y Sudáfrica y del 6% en Indonesia.'

La efervescente economía de los mercados emergentes será un antídoto necesario para las continuas turbulencias económicas que definirán la actitud de los viajeros en los mercados maduros —aquellas economías europeas que, junto con la estadounidense, han visto como en los últimos cinco años la deuda y la austeridad asociadas al crac financiero rebajaban sus previsiones de crecimiento.

En el informe Tendencias Globales del Turismo 2012/2013, elaborado por IPK International, se afirma lo siguiente: «Un número cada vez mayor de estos países no puede hacer frente a sus deudas; la crisis del endeudamiento aún no ha alcanzado sus cotas máximas y no pueden excluirse las consecuencias negativas que ello puede tener en el comportamiento de los viajeros —la llamada movilidad descendente— de Europa occidental, Estados Unidos y Japón».

El último factor que ayudará a definir la industria turística mundial de la década del 2020 es de carácter social. Una bomba de relojería demográfica acecha mientras la población mundial envejece a un ritmo sin precedentes.

En el último siglo se ha producido el descenso más rápido de las tasas de mortalidad de la historia, mientras que la esperanza de vida ha pasado de los 47 años registrados en 1950-1955 a los 69 del 2005-2010, según las Naciones Unidas.

En 1950 había el doble de niños menores de 15 años que adultos mayores de 60. En el 2050, el grupo de mayores de 60 años superará al de niños en un porcentaje de dos a uno.

Así pues, en el año 2024 los viajeros se moverán por un mundo en el que la demanda de nuevas experiencias por parte de los mercados emergentes se verá compensada por la cautela financiera de los mercados maduros, europeos y estadounidense, aún en proceso de recuperación.

Cada aspecto del viaje, desde el descubrimiento y la reserva hasta los desplazamientos intermedios y el vuelo, incorporará la última tecnología digital y los viajeros lo harán igual, de manera fluida y natural.




Noticias relacionadas

Metodología de investigación

Este informe de Skyscanner es el resultado del trabajo llevado a cabo por un equipo de 56 editores, investigadores y expertos en tendencias futuras en ciudades clave de todo el mundo con el objetivo de ofrecer, a 10 años vista, un panorama detallado de las tecnologías innovadoras y los nuevos destinos que definirán el sector turístico mundial de la década del 2020.

Los expertos

Hemos explorado las tecnologías futuras aplicadas al turismo y el comportamiento de los viajeros en el futuro con la ayuda de una serie de expertos de renombre mundial, entre los que se cuentan el analista de tendencias futuras Daniel Burrus, autor de Technotrends: How to Use Technology to Go Beyond Your Competition, y el Dr. Ian Yeoman, especialista en el futuro del sector turístico.

Asimismo, nos hemos basado en la información que nos han facilitado el analista en estrategias digitales Daljit Singh; el responsable de Envisioning (Visualización) de Microsoft para el Reino Unido, Dave Coplin; el director Creativo del Google Creative Lab, Steve Vranakis; Kevin Warwick, profesor de Cibernética en la Universidad de Reading; y Martin Raymond, cofundador de The Future Laboratory y autor de CreATE, The Tomorrow People y The Trend Forecaster’s Handbook.

También han colaborado los siguientes expertos de Skyscanner con sus opiniones y experiencia (allá donde ha sido posible, hemos citado directamente sus comentarios en el informe): Margaret Rice-Jones, presidenta; Gareth Williams, CEO y cofundador; Alistair Hann, director Técnico; Filip Filipov, responsable de B2B; Nik Gupta, director de Hoteles; y Dug Campbell, responsable de Marketing de Producto.

Además de los especialistas y fuentes anteriormente citados, para complementar la investigación hemos consultado la red en línea LS:N Global, de The Future Laboratory, y la serie de informes anuales Futures Report de The Future Laboratory sobre viajes, tecnología, alimentación y hostelería.




Noticias relacionadas

Material gráfico

El futuro de los viajes en el 2024 - Parte 1 PDF (2.5Mb)


El futuro de los viajes en el 2024 - Parte 2 PDF (2.5Mb)







El futuro de los viajes en el 2024 - Parte 3 PDF (2.5Mb)







Noticias relacionadas

Contacta con nosotros

Si deseas más información sobre este informe, ponte en contacto con:

Itziar Irazabal

itziar.irazabal@skyscanner.es

900 838 537

Si deseas más información sobre Skyscanner, visita la página : www.skyscanner.es

Únete a nosotros en:




Noticias relacionadas